Buscar

MitaSam

Las Ondas Gravitacionales: la nueva ventana al Universo


En muchos casos no percibimos los cambios históricos que ocurren en nuestra era, sólo somos conscientes de estos cuando vemos su impacto social a posterioridad. El miércoles 31 de octubre se otorgó el Premio Nobel de Física de 2017 a R. Weiss, B. Barish y K. Thorne por su “Contribución decisiva en los detectores de LIGO y la observación de ondas gravitacionales”. Quizás, estamos ante un hito histórico que marcará un cambio de era. 

Pero ¿qué son las ondas gravitacionales? Albert Einstein en el año de 1915 formula la Teoría de la Relatividad General, la que unifica los conceptos de espacio y tiempo y  además los relaciona con la materia. Una de las principales predicciones de esta teoría son las ondas gravitacionales; la materia en movimiento acelerado libera energía de origen gravitacional, que perturba el espaciotiempo y se propaga en forma de ondas, que son en sí mismas la distorsión del espaciotiempo, haciendo que las distancias se estiren o acorten, y que los relojes vayan más rápido o más lento. La primera detección de ondas gravitacionales fue realizada el 14 de septiembre de 2015 por el Observatorio de Ondas Gravitacionales por Interferometría Láser (LIGO), ubicado en Estados Unidos. Hasta ahora se han registrado cuatro observaciones, la última el pasado 27 de septiembre, realizada por el observatorio VIRGO en Europa, consolidando la existencia de las ondas gravitacionales.

La iniciativa para la creación de observatorios gravitacionales surge a finales de los ’60, pero no es sino hasta 1992 que es fundado el LIGO, con financiamiento de la National Science Foundation de Estados Unidos y promovido de R. Weiss en el MIT y K. Throne en Caltech. Su costo, cerca de 620 millones de dólares, nos ilustra el gran impacto que tiene una fuerte inversión en ciencia, que actualmente vemos cada vez más menguada, especialmente en los países latinoamericanos, donde la tendencia es a reducirla. La colaboración científica LIGO (LSC), liderada por B. Barish, es una colaboración de 1062 científicos de 16 países -figurando entre los países latinoamericanos sólo, tímidamente, Brasil- nos muestra la unión de la comunidad científica mundial en función de la búsqueda de conocimiento.

Podemos preguntarnos ¿cuál es la relevancia de este descubrimiento? Con la detección de las ondas gravitacionales estamos en el mismo punto que Galileo, cuando apuntó al cielo con su telescopio. Estamos ante una nueva era en la astronomía, donde tendremos acceso a eventos que antes sólo podíamos teorizar; representando una nueva ventana para entender el Universo.

Anuncios

Mea Culpa


Yo tengo la culpa, lo confieso, por ser bruja,
por comerme la manzana,
por ser cenicienta en espera permanente
por ser hormiga haciendo el pan todo el día,
por ser útero abierto sin deseos ni testigos,
por ser comadre con vecinas que lamentan,
por llorar sin razones objetivas,
por cuidar el parto, el fruto y la cosecha
por los chismes, la mentira, la lengua viperina,
los trapos, las cremas, las medidas perfectas
los amores eternos o los fugaces de un día.

 
Mea culpa Dios esta epopeya de siglos
entre la placenta y la hoguera sembramos todo el trigo
tengo la culpa antes por callarme hoy por hablar,
antes por estar sola hoy porque me rejunto
antes por no salir de casa, hoy porque me fui más allá,
antes por sólo ser madre, hoy por leer y pensar
antes porque no opinaba, hoy por decir libertad.

Dolores Padilla

Transeúnte


Despedida
padre, madre… hermanas,
adiós amigo, amor… amante.

Abducido en aeropuertos y terminales
repartido entre lugares
donde hubo sonrisas y lagrimas.

No digo adiós
pero lo hago.
Cuantos lamentos,
reproches y silencios.

Cargo este vacío
que no es soledad.

En tus labios hay consuelo
pero son morfina para mis sentimientos.

Lo que extrañaré después
será la complicidad,
el susurro de tu mirada al pasar
la caricia de mañana
—que no llegará—
de tus ojos sonriendo(me).

Una desintoxicación con nostalgia,
cuando mi vicio son tus manos
(de muchas las tuyas).

Viene de nuevo el terminal
el aeropuerto,
otra comida rápida de espera
trilladas angustias soberanas
en la común tristeza una costumbre.

Conócete a ti mismo-Schopenhauer


schope

“La parte de mi que queda mas próxima de las cosas exteriores, como una camisa queda del cuerpo, es mi independencia, que no admite que yo sea obligado a olvidar quien yo soy y, así, a desempeñar el papel de un otro: por ejemplo, el de un escritor cuya producción es su sustento; o el de un profesor para quien su saber y pensamiento son como las mercancías que un comerciante coloca en exposición; o el de un consejero exponiendo sus ideas; o, aún, el de un preceptor”

Del amor imprevisto-Federico García Lorca


Gnóthi Seautón (conócete a ti mismo)


“¡Conócete a ti mismo! — ¿Qué quiere decir eso?
Significa ¡sé tú mismo!,
y al mismo tiempo
¡no lo seas!
No es más que un lema de los buenos sabios,
contradictorio en su brevedad.
¡Conócete a ti mismo! ¿Qué gano con eso?
Si logro conocerme, debo desaparecer en seguida.
Es como si viniera a un baile de disfraces,
para quitarme en seguida el antifaz”

Goethe, Sprüch 

Demian


“Nada le es más desagradable a un hombre que tomar el camino que conduce a sí mismo.”

“Quería tan sólo intentar vivir lo que tendía  a brotar espontáneamente de mí. ¿Por qué había de serme tan difícil? ”

“El pájaro rompe el cascarón. El cascarón es el mundo. Quien quiera nacer, tiene que destruir un mundo. El pájaro vuela hacia Dios. El dios se llama Abraxas.”

Demian. Herman Hesse

Elogio al irracionalismo


“¿Me contradigo acaso?
Muy bien, me contradigo.
(Soy inmenso, contengo multitudes).”

Walt Whitman (Canto de mi mismo)

“…Y no cabe duda: las almas de los que no se contradicen deben de andar muy cerca de ser simples con la simplicidad de los elementos químicos, o, a lo sumo, no más complejas que un compuesto orgánico. Cuanto más simple un cuerpo, más inalterable es.”

Miguel de Unamuno (Ensayos)

Cenizas


fenix1

  • Anónimo

Del ígneo hielo

nace el fénix,

de las cenizas,

del olvido,

de tu cuerpo,

del día en que me tocaste.

Crea un sitio web o blog en WordPress.com

Subir ↑

A %d blogueros les gusta esto: